domingo, 28 de diciembre de 2008

El gran don de la familia

Los Fernández Lagar hablan del gran don de la familia como si la familia fuera, per se, algo bueno. Yo trabajo de profesor en una de las zonas más pobres y desestructuradas de Madrid, donde muchos padres no se preocupan de llevar a sus hijos al colegio, cuando no se trata más bien de problemas como la falta de alimentación o los malos tratos. A ver quién es el guapo que les dice a esos chavales que la familia es un gran don y que hay que agradecérselo a Dios. Un gran don será TU familia, no te jode. Tu pija familia opusina que vive en un chaleto con parcela, en la que los catorce hijos van a un colegio privado y la madre hace la compra en el supermercado de El Corte Inglés. Claro, menudo don. Y encima todavía tenéis el descaro de juntaros todos en Madrid porque los que no llevan vuestro estilo de vida os parecen una amenaza. Hay que tener valor y ser poco conscientes de la realidad que nos rodea.

El don de la familia, dicen. Que se lo metan por el culo, chaval.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

La familia es un don, así como la amistad, el compañerismo, el amor... nadie lo pone en duda. En momentos de crisis puede ser tu familia, tus amigos, tus compañeros, cualquier indiciduo o humano que se solidarice contigo el uqe te ayuude a salir del hoyo. Porque el amor y la solidaridad pertenecen a la raza humana. La libertad de fraternizar es lo que nos hace especiales. La violencia y el odio es lo que nos hace ruines y nos lleva a la soledad y a la destrucción. Si la familia, por el sólo hecho de serlo, llevase consigo sólo amor, yo la defendería a ultranza como único método para una sociedad ideal, pero no es así. Por ello el divorcio no es enemigo de la famila, a veces es el que te ayuda a encontrar tu verdadera familia, que no necesariamente lleva tu sangre. Para mi la familia es algo mucho más grande y todoa tenemos derecho a luchar por encontrar a nuestra propia familia. Cada uno la suya, de su mismo sexo o en el quinto pimiento. Familia es amor y solidadridad, no es una estructura que marquen los genes, la sangre o la sociedad. Respetemos la búsqueda de cada uno de su famila ideal, y respetaremos el derecho constitucional a la búsqueda de la felicidad que cada hombre tiene. Ojalá algún día no nos sintamos tan amenazados por las diferencias. Si cada uno logra encontrar a su familia y construir con aquellos a los que ama no habría guerras, y menos de familias contra familias que son en realidad estructuras arcaicas contra otras más arcaicas que no nos permiten ser, sino pertenecer y diluirnos en reglas que otros, los del poder, dictan. Yo apuesto por la verdadera libertad de amar y compartir. Mira Jesús, que familia tan bonita quería hacer de toda la humanidad, y ahora los católicos, poseedores de la verdad, con reglas y estruc- turas, no no, no me gusta, me huele mal.
ale

Anónimo dijo...

Podría explicarte lo que para mí es mi familia (y que conste que no soy del Opus, no soy pijo, ni vivo en una parcelita)... pero ante tus palabras tan cutres sólo vale ponerse a tu altura: mira que eres gilipoyas!

Anónimo dijo...

Ah! que tienes que aprobar los comentarios? Haces de inquisidor de tus temas? Uy, uy, uy..., resulta que eres tan fanático como aquellos a quienes criticas.

Felicis, en Madrid dijo...

Pues claro que apruebo los comentarios, y claro que hago de inquisidor de MIS temas. Para eso son míos, hijo. Lo mezquino sería hacer de inquisidor de los temas de otros.
Y por cierto, gilipollas es con LL:
http://buscon.rae.es/draeI/SrvltConsulta?TIPO_BUS=3&LEMA=gilipollas
Un saludo.

Anónimo dijo...

Tú haces de inquisidor de los temas sobre los que opinan otros...

Anónimo dijo...

http://diccionariolibre.com/definition.php?word=gilipoyas

Ja,ja,ja...

Felicis, en Madrid dijo...

¿diccionario libre? ummm, vaya autoridad...
De nuevo, un saludo.